Los mineros de Oaky North en Australia están sometidos a cierre patronal desde hace más de 100 días

En la JGA de Glencore

En la JGA de Glencore

En la JGA de Glencore

Chris Brodsky of the CFMEU with Maurice Vallée and Luc Julien of the Métallos

Los siderúrgicos canadienses entran en su noveno mes de huelga en la refinería de Glencore

19.10.2017

371 miembros del United Steelworkers – Syndicat des Métallos inician su noveno mes de huelga en la refinería CEZinc gestionada por Glencore en Quebec (Canadá).

El conflicto comenzó el 12 de febrero, en que los trabajadores rechazaron las pretensiones de la compañía para reducir costes y aumentar la productividad recortando el plan de pensiones. A pesar de que la caja de pensiones tiene fondos más que suficientes, con un coeficiente del 114 por ciento, la compañía quiere aumentar la contribución de los trabajadores.

Pese a la larga huelga, la empresa no ha cambiado su posición: el 3 de octubre, el 97 por ciento de los trabajadores rechazaron la última oferta, que era esencialmente la misma que se hizo en febrero. Otras secciones locales del Steelworker han hecho donaciones a un fondo de huelga para ayudar a los trabajadores huelguistas.

El sindicato cree que la empresa está tratando de erosionar la resolución de los trabajadores por desgaste. Los trabajadores resisten con firmeza, pero necesitan realmente apoyo y aliento. Se ruega enviar un mensaje a la compañía, pidiéndole que negocie de buena fe.

CEZinc es una refinería de zinc en Salaberry-de-Valleyfield, Quebec. Forma parte de la cadena de suministro de zinc canadiense de Glencore, que tiene dos minas. Glencore gestiona CEZinc, y su participación en la empresa es del 25 por ciento a través del Noranda Income Fund cotizado en Toronto.

CEZinc ha utilizado esquiroles para mantener a producción. El Ministerio de Trabajo de Quebec ha considerado ilegal el uso de rompehuelgas en más de una ocasión, y el sindicato cree que la utilización de rompehuelgas está generalizada.

Glencore tiene un historial de atacar los derechos de los trabajadores, y la IndustriALL y sus afiliados lanzaron una campaña contra la empresa en septiembre. En mayo, una delegación de Métallos se unió a la IndustriALL y al afiliado suizo Unia en una manifestación en la junta general anual de Glencore en Zug (Suiza).

Actualmente se encuentra en Queensland (Australia) una delegación de Métallos para crear solidaridad con 190 miembros de la Construction, Forestry, Mining and Energy Union, víctimas de un paro patronal en la mina Oaky North de Glencore desde junio pasado. Glencore ha recurrido a contratistas para hacer su trabajo.

El secretario general adjunto de la IndustriALL Kemal Özkan dijo:

“Los trabajadores de CEZinc tienen derecho a una jubilación decente después de una vida de duro trabajo. La IndustriALL está con el Métallos seguirá apoyándole. Instamos a todos nuestros afiliados a que envíen un mensaje a la empresa hoy.”

Actuemos

Enviemos un mensaje a la empresa, diciéndole que negocie de buena fe.

AGREGUE SU VOZ

Traducción del mensaje:

Estimado señor:

Le escribo para mostrar mi apoyo a los 371 trabajadores de CEZinc en Salaberry-de-Valleyfield que se encuentran en huelga desde el pasado mes de febrero.

El 2 de octubre, esos trabajadores rechazaron las últimas ofertas de la empresa, que eran muy similares a las que desencadenaron la huelga en febrero, por una mayoría del 97%. El resultado es claro: las concesiones que se pretende obtener son inaceptables.

Las demandas del empleador revelan su total falta de reconocimiento de los empleados y de sus difíciles condiciones de trabajo.

Usted ocupa un cargo muy importante en la empresa, por lo que tiene alguna responsabilidad de lo que están soportando hoy esas 371 familias. Y las consecuencias no se limitan a los trabajadores sindicados sino que se extienden a toda la comunidad de Salaberry-de-Valleyfield. Le pedimos que juegue un papel positivo para ayudar a resolver este conflicto. Los trabajadores en huelga mantienen una firme actitud, y su solidaridad es fuerte. Cuentan con el apoyo de los trabajadores sindicados de todo Quebec y del mundo entero. No se pondrán de rodillas.

Pero cuanto más dure esta huelga más difícil será el regreso de los trabajadores, lo que puede obstaculizar seriamente las relaciones de trabajo. No es demasiado tarde para negociar, de buena fe, un contrato justo y beneficioso para todas las partes.

Muchas gracias por la atención que se sirva prestar a este asunto.

Un defensor de los miembros de USW LU 6486