"Un agravio a uno es un agravio a todos", "Seguridad antes que beneficios"

Sudáfrica: El sindicato condena la exclusión de 1.722 mineros en la mina de oro Evander

16.05.2018

La mina de oro Evander de Pan African Resources en Barberton, provincia de Mpumalanga, ha notificado la reducción del 95 por ciento de sus trabajadores – 1.722 de 1.812 – a finales de mayo. El afiliado a la IndustriALL la National Union of Mineworkers (NUM) ha pedido al Departamento de Recursos Minerales que intervenga para salvar los empleos, incluso si eso significa la revocación de la licencia de explotación minera por el Gobierno.

La empresa, que ha seguido los procesos de reducción de personal de conformidad con la Ley de relaciones de trabajo, dice que el pozo de la mina 8 de Evander se cerrará para reducir nuevas pérdidas causadas por la debilidad de los precios del oro y por una moneda fuerte, tras la reciente revalorización del rand sudafricano.

La empresa dice que dará prioridad a las operaciones de bajo coste, incluida la planta de retratamiento de residuos de Elikhulu, en la que está invirtiendo 1.740 millones de rand (139 millones $ EE.UU.) y en la que se crearán 250 empleos. En cambio, Pan African Resources sólo pagará 160 millones de rand (12,8 millones $ EE.UU.) por las reducciones de personal, y dice que algunos de los trabajadores excluidos serán formados para las nuevas operaciones.

La NUM contradice que la empresa tenga pérdidas, y afirma, por el contrario, que está sacrificando los trabajadores a los beneficios, como puede apreciarse en sus inversiones de relaves. Este dinero se podría haber invertido en la mina subterránea que se quiere cerrar, salvando así empleos. El sindicato dice que la mina está dando prioridad a la minería de superficie, en la que emplea trabajadores subcontratados baratos, en lugar de las operaciones subterráneas.

La NUM dice:

Hay un gran criadero de minerales que se puede explotar en los próximos 40 años. Por lo tanto, no es lógico que Pan African Resources cierre una operación de este tipo, que ofrece la posibilidad de crear empleo.

A los trabajadores se les ha avisado con muy poca antelación para desalojar las casas en que viven, y que la empresa tiene la intención de vender. Según la NUM, el 80 por ciento de los trabajadores proceden de otras partes de Sudáfrica  y de países vecinos, y algunos llevan años viviendo en las casas, y sus hijos van a las escuelas locales.

Paule France Ndessomin, secretaria regional para el África Subsahariana de la IndustriALL, dice:

En lugar de excluir a miles de trabajadores, se deben proteger los empleos. Las reducciones de personal deben ser el último recurso, para proteger los intereses de los trabajadores y sus familias.

Según Estadísticas de Sudáfrica, la minería es el mayor empleador en Mpumalanga. Aunque la extracción de oro esté disminuyendo, las ventas del metal precioso son las terceras en valor, después del carbón y los metales del grupo de platino.