La UNTMRA responsabiliza a la empresa porque considera que no debería haber esperado tanto para anunciar una definición así de importante.

300 empleos peligran en Uruguay por cierre de minera Orosur

07.08.2018

300 trabajadores uruguayos de la minera de capital canadiense, Orosur Mining, están en alerta ante el posible cierre de la única compañía dedicada al procesamiento y explotación de oro en el país

La situación en la minera en la ciudad de Minas de Corrales, departamento de Rivera, viene en declive. Al día de hoy, hay 170 empleados en seguro de paro y a fin de mes habría 100 más, según anunció la empresa.

Loryser, una de sus subsidiarias, se presentó a un concurso de acreedores el 14 de julio ante la Justicia. A su vez, Orosur reconoció que necesita acceder a un crédito de 8 millones de dólares para saldar deudas y continuar activa; de lo contrario cerrará.

La minera también dice que necesita conseguir una habilitación de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama) para explotar un tercer yacimiento que está catalogado como una zona de impacto ambiental importante.

Por su parte, la Unión Nacional de Trabajadores del Metal y Ramas Afines (UNTMRA, afiliada a IndustriALL Global Union) representa a los trabajadores de la compañía dedicada a la extracción de oro y trabaja con autoridades de la empresa y del gobierno para alcanzar una solución negociada a la situación crítica para los trabajadores.

La situación es crítica también para la comunidad que vive en los alrededores de la empresa, ya que en la localidad de Minas de Corrales no hay ninguna otra actividad de tal magnitud.

“Desde la UNTMRA responsabilizamos a la empresa porque creemos que no se debería haber esperado tanto para anunciar una definición así de importante. Los recursos naturales son finitos y la compañía sabía que este día iba a llegar, desde el momento en que empezó la explotación minera. Sin embargo, no tiene un plan de contingencia para la ciudad. Además, en el contrato con el Gobierno uruguayo decía que tenían que generar un fondo para readecuar y reconvertir ese pueblo en un pueblo agroalimentario, algo que no efectuó.”

explicó el integrante de la dirección de la UNTMRA, Eduardo Burgos.

El 10 de agosto el gremio desarrollará una asamblea abierta de la UNTMRA en el pueblo denominada “Jornada cívica” a la que asistirán autoridades del gobierno, como la Ministra de Industria y el Ministro de Trabajo. El objetivo es buscar una solución de manera urgente.

“Tenemos una situación complicada. Si no hay una salida viable antes de que termine el mes, cierra. En la Jornada Cívica le pediremos a la Ministra de Industria y al Ministro de Trabajo que nos ayuden a generar alguna posibilidad, hasta que se pueda abrir una veta exploratoria. Por ejemplo, poder darle a los trabajadores un seguro de paro especial de un año con capacitación. Vamos a presionar para que no se deje sin cobertura a los trabajadores” agregó Burgos.

Por su parte, el secretario regional de IndustriALL, Marino Vani, sostuvo:

“Respaldamos a nuestra afiliada, UNTMRA, en su exigencia de encontrar una solución mediante el diálogo tripartito, donde se preserven los empleos y se tenga en cuenta a la población de Minas de Corrales. Uruguay es un país que necesita tener una base industrial fuerte para sostener su desarrollo, así que el Gobierno tiene que tener una política activa que impida estos cierres"