Avance en Bangladesh al ser liberados los sindicalistas y los trabajadores de la confección tras la presión internacional

23.02.2017

La mayor parte de los 35 sindicalistas y trabajadores de la confección bangladeshíes detenidos desde diciembre del año pasado han sido liberados, y los restantes quedarán libres en breve. Es la consecuencia de una campaña internacional encabezada por la IndustriALL Global Union y la UNI Global Union contra la represión del movimiento obrero por el Gobierno de Bangladesh.

El 23 de febrero se alcanzó un acuerdo tripartito entre el Consejo de Bangladesh de la IndustriALL (IBC), el Ministerio de Trabajo y la Asociación de Fabricantes y Exportadores de Ropa de Bangladesh, para la liberación de los sindicalistas y trabajadores de la confección detenidos. En virtud del acuerdo, los restantes detenidos serán liberados también y se retirarán las acusaciones contra ellos.

El secretario general de la IndustriALL Global Union, Valter Sanches, acoge con satisfacción la decisión de liberar a los activistas detenidos.

"Ha habido una increíble muestra de solidaridad mundial, y es una importante victoria de los trabajadores de la confección de Bangladesh, que envía un fuerte mensaje a la industria del país para iniciar un diálogo constructivo con los sindicatos.

Aún subsiste el problema que provocó la represión de los sindicatos a finales del año pasado. Seguiremos apoyando la lucha por salarios más altos y vigilaremos de cerca la situación hasta que se abandonen todos los cargos.”

El secretario general de la UNI Global Union, Philip Jennings, dice:

“Ha habido en todas partes una solidaridad mundial efectiva, con protestas en docenas de grandes ciudades del mundo entero. Desde Kathmandú hasta Nueva York, la gente se soliviantó para pedir que Bangladesh respete los derechos humanos y sindicales.

Nos congratulamos de la liberación de los sindicalistas encarcelados y esperamos empezar a pasar la página de las agresivas medidas de Bangladesh contra los trabajadores. Sin embargo, debemos permanecer vigilantes: el mensaje a Bangladesh es que respete los derechos laborales.”

El acuerdo establece un precedente, ya que reconoce al IBC como interlocutor formal en las negociaciones.

“Como representante legítimo de los trabajadores de la confección de Bangladesh, tenemos una plataforma. Seguiremos defendiendo a nuestros miembros”, dice Amirul Haque Amin, presidente del Consejo de Bangladesh de la IndustriALL y de la Federación Nacional de Trabajadores de la Confección.

Antecedentes

Líderes sindicales y trabajadores de la confección fueron detenidos y las oficinas sindicales cerradas en el distrito de prendas de vestir de Dhaka, a raíz de las demandas de subir el salario mínimo en diciembre de 2016. El Gobierno bangladeshí y los propietarios de las fábricas de ropa se sirvieron de la huelga como pretexto para reprimir el movimiento laboral.

La IndustriALL y la UNI Global Union lanzaron la campaña #EveryDayCounts, que recibió un apoyo masivo de los afiliados y de otros actores del movimiento obrero. En los medios sociales de todo el mundo se han publicado centenares de fotografías, y sindicatos de más de 20 países han enviado cartas al primer ministro de Bangladesh, Sheikh Hasina, exigiendo la liberación de los líderes sindicales y trabajadores de la confección detenidos, y que se abandonen todos los cargos contra ellos.

Los días 15 y 15 de febrero hubo protestas y visitas a las embajadas de Bangladesh en más de 16 ciudades, entre ellas Berlín, Ginebra, Londres, Bruselas, La Haya, Washington D.C., Nueva York, Ottawa, Kathmanduú y Seúl.

La campaña de LabourStart para liberar a los sindicalistas encarcelados recogió más de 10.000 firmas.