Loading...

El mensaje sobre LafargeHolcim escuchado: “Los derechos de los trabajadores son derechos humanos”

15.12.2016

Los trabajadores de LafargeHolcim, enlaces sindicales, comités de empresa y sindicatos del mundo entero llevaron a cabo acciones con motivo del Día Internacional de los Derechos Humanos, el 10 de diciembre, exigiendo a la gigantesca empresa cementera LafargeHolcim que respete los derechos humanos.

Hubo movilizaciones y concentraciones en las América, Europa y África, donde los miembros de la IndustriALL Global Union, la Federación Internacional de Trabajadores de la Construcción y de la Madera (FITCM) y la Federación Europea de Trabajadores de la Construcción y de la Madera (FETCM) utilizaron el eslogan “Los derechos de los trabajadores son derechos humanos” para declarar alto y claro que no tolerarán la violación de los derechos humanos de los trabajadores y seguirán alzando la voz en defensa de los trabajadores de LafargeHolcim.

Algunos, como la Uganda Building Workers’ Union, se sirvieron de día de acción para poner en marcha una campaña de sindicación y atraer a más trabajadores subcontratados a sus filas. En Líbano, los trabajadores celebraron una asamblea general dedicada al día de acción mundial.

Otros, como el sindicato PTHI en Indonesia, utilizaron el día para expresar su descontento y desacuerdo con la dirección sobre los arriesgados planes de la empresa, con los que el sindicato considera que se eliminarían empleos permanentes y se aumentaría el trabajo precario.

Afiliados del PCWC en Filipinas apoyaron el día de acción con movilizaciones y reuniones de sus miembros, mientras en el otro lado del mundo, en Estados Unidos, el United Steelworkers en Allegheny Technologies Steel, donde hubo un cierre patronal el año pasado, expresó su fuerte apoyo de solidaridad a los miembros del USW despedidos en Texada, en Canada. El mismo día, el United Steelworkers, que negociaba un nuevo contrato con Heidelberg Cement, el rival de LafargeHolcim, mostró también su respaldo a sus compañeros y compañeras de LafargeHolcim.

Las demandas de los trabajadores no han cambiado desde 2015, cuando la empresa de fusionó. Los sindicatos mundiales desean un diálogo social que funcione, prometido en varias ocasiones por la dirección, con el fin de abordar problemas no resueltos, como:

  • La necesidad de reducir la externalización, la subcontratación y otras formas de trabajo precario.
  • La necesidad de mejorar la cooperación con los sindicatos sobre salud y seguridad.
  • El inicio de negociaciones significativas con los sindicatos sobre la reestructuración en curso, el futuro de las relaciones laborales y cuestiones sociales.

Matthias Hartwich, director del sector de materiales de construcción de la IndustriALL, dijo:

“LafargeHolcim afirma que es el líder del mercado y una referencia en el sector. Ya es más que hora de que muestren que son serios. LafargeHolcim tiene que cumplir sus promesas a los trabajadores y entablar un diálogo social significativo que ayude a salvar vidas de los trabajadores y proteger sus derechos.”