Sindicalistas de California en huelga para exigir seguridad, justicia y respeto en el lugar de trabajo

Sindicalistas de California en huelga para exigir seguridad, justicia y respeto en el lugar de trabajo

Sindicalistas de California en huelga para exigir seguridad, justicia y respeto en el lugar de trabajo

En Henkel de EE.UU. reclutan trabajadores rompehuelgas

30.11.2017

En EE.UU., se hallan en huelga más de 80 miembros de la Asociación Internacional de Maquinistas y Trabajadores Aeroespaciales (IAM), organización afiliada a IndustriALL Global Union. Estos sindicalistas, que trabajan en Henkel Aerospace, en Bay Point, Pittsburgh, California, declararon la huelga el 16 de octubre de este año, debido a que la empresa no ha demostrado interés en abordar el problema de la seguridad de los trabajadores/as ni otros temas de preocupación.

Henkel Aerospace en Pittsburg fabrica adhesivos para Boeing y otras aerolíneas. La huelga en cuestión comenzó a consecuencia del estancamiento de las negociaciones con la administración respecto al nuevo convenio colectivo, con el que se esperaba mejorar los procedimientos de seguridad en las instalaciones de Henkel.

Sin embargo, ante este impasse la compañía respondió con represalias y discriminación contra los dirigentes sindicales y miembros del sindicato. Tratando de destruir el sindicato, Henkel contrató a esquiroles a través de Strom Engineering, compañía que se dedica a reemplazar a los sindicalistas y a romper las huelgas. Según se ha informado, actualmente Henkel está invirtiendo millones de dólares para financiar el empleo de estos trabajadores/as de reemplazo temporal.

Henkel es una empresa que cuenta con gran representación sindical en toda Europa. Sin embargo, la situación en EE. UU. dista mucho de lo señalado en el informe de Henkel sobre sostenibilidad para 2016, donde la compañía afirma que “se da un intercambio significativo de puntos de vista y consultas con la administración, tanto a nivel operativo, por ejemplo, con los comités de empresa locales, y también a nivel de las diferentes empresas del grupo con el sindicato”. En el mismo informe, Henkel también dice que “promueve la salud y vigor de nuestros empleados para ayudar a crear una organización ágil y de alto rendimiento”.

En 2013, David Eleidjian, trabajador temporal de 26 años, murió trágicamente después de haber quedado atrapado y aplastado mientras operaba una máquina mezcladora de productos químicos. A consecuencia de la investigación posterior realizada por la División de Seguridad y Salud Ocupacional de California (Cal/OSHA), se identificaron numerosas infracciones, y, a consecuencia de esas irregularidades, se aplicó a la empresa una multa de US$200.000.

Luego, los trabajadores/as realizaron negociaciones con la empresa, logrando su primer convenio colectivo. Sin embargo, este convenio no abordó la gran cantidad de problemas de seguridad que Henkel sigue cuestionando, negándose a tomarlos en cuenta.

Durante los últimos 6 meses, se han producido varios casos de graves quemaduras con vapor, debido a la falta de mantenimiento programado según lo recomendado por los comités de seguridad actuales. En un caso, se produjeron quemaduras de tercer grado en más del 30% del cuerpo de un miembro de la IAM.

El Sindicato de Maquinistas ha presentado una serie de reclamos por Prácticas Laborales Injustas y Cal/OSHA ha castigado con sanciones a la empresa. Según la IAM, las quejas que se estudian actualmente por Prácticas Laborales Injustas se refieren a la violación de los plazos para responder a quejas, el horario de trabajo obligatorio de 12 horas diarias y la capacitación de empleados no sindicalizados para realizar el trabajo de miembros de la IAM mientras el sindicato todavía se encontraba en negociaciones con la empresa. El sindicato también está preparando nuevos reclamos por Prácticas Laborales Injustas.

El IG BCE, sindicato alemán afiliado a IndustriALL, fue el primero en manifestar su solidaridad y apoyo a los trabajadores/as de Henkel. Michael Mersmann, Director de globalización y política europea del IG BCE, señaló:

“El uso de esquiroles es inaceptable. Comunicamos nuestra solidaridad con los Maquinistas. El IG BCE, junto con el comité de empresa en Alemania, están participando en conversaciones con la administración, pero todavía no se ha encontrado una solución adecuada. ¡Damos nuestro apoyo y esperamos que ambas partes vuelvan a la mesa de negociaciones y que lleguen a un arreglo satisfactorio!”

Por otra parte, Valter Sanches, Secretario General de IndustriALL, dirigió una carta de solidaridad a los Maquinistas:

“IndustriALL Global Union apoya plenamente esta huelga, que es resultado de la postura intransigente de Henkel Aerospace. Sus 80 valientes trabajadores y trabajadoras de producción tienen todo el derecho a exigir un ambiente de trabajo seguro y sano, y un diálogo social constructivo con la empresa. Ninguna compañía debería negar responsabilidad por la salud y el bienestar de su fuerza de trabajo, ni debe negarse a asumir responsabilidad por una muerte trágica que se ha producido en sus instalaciones.

“Exigimos que Henkel Aerospace realice negociaciones para establecer un convenio colectivo justo con el sindicato, abordando cuestiones fundamentales y urgentes de seguridad y salud, procedimientos efectivos de reclamo, y también la implementación del sistema de ascensos y capacitación según lo establecido en las negociaciones. Además, Henkel Aerospace debería corregir cualquier práctica laboral injusta y actuar de acuerdo con las decisiones de Cal/OSHA”.