Los sindicatos cuestionan la seguridad de las condiciones de trabajo en la mina de oro Beatrix, en Free State, Sudáfrica. Foto: Sibanye-Stillwater

Exigen urgentes mejoras de las condiciones de seguridad en Sudáfrica después de que casi 1.000 mineros quedaron atrapados

02.02.2018

Los sindicatos de Sudáfrica han pedido una urgente revisión de la seguridad laboral después que quedaran atrapados aproximadamente 1.000 mineros bajo tierra por más de 24 horas en la mina de oro Sibanye-Stillwater Beatrix en Free State.

En efecto, el viernes 2 de febrero, alrededor de las 6 de la mañana, se logró sacar a los 955 mineros que habían quedado encerrados en la mina debido a una tormenta en la noche del miércoles 31 de enero que causó un corte de energía eléctrica.

El Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros (NUM), organización afiliada a IndustriALL Global Union, informó sobre el incidente de este modo: “Todos están sanos y salvos, pero simplemente agotados y descansando en casa. Al NUM le preocupa que no se hayan implementado medidas o planes de contingencia para tratar este tipo de incidentes”. 

Tan sólo la semana pasada, al menos 30 mineros quedaron atrapados durante 12 horas en la mina Harmony Phakisa, también en Free State. Todos los años desde 2012, más de 70 personas han muerto bajo tierra a consecuencia de accidentes mineros en Sudáfrica. Entre 2016 y 2017, el número de muertes en minas sudafricanas aumentó, después de haberse registrado previamente una reducción del número de accidentes fatales durante varios años.

“A nivel de todas las empresas mineras de Sudáfrica, las prácticas de salud y seguridad que se aplican son una cuestión de grave preocupación para el NUM. Hacemos un llamado al Departamento de Recursos Minerales, como organismo que regula la industria minera, para realizar auditorías de la infraestructura en todas las operaciones mineras con el fin de determinar si están en condiciones para enfrentar este tipo de incidentes cuando suceden”.

Por su lado, el Sindicato Nacional de Trabajadores Metalúrgicos de Sudáfrica (NUMSA), también afiliado de IndustriALL, exige que se cierre la mina Sibanye-Stillwater Beatrix hasta que se haya realizado una investigación completa.

“Pedimos al Departamento de Recursos Minerales realizar una investigación exhaustiva antes de permitir que la mina continúe con sus operaciones habituales. También deben investigar por qué la mina aparentemente no contaba con un sistema de emergencia para producción de electricidad en el momento en que se produjo el corte de energía”.

Por su parte, Kemal Özkan, Secretario General Adjunto de IndustriALL Global Union, señaló:

“Nos ha espantado el número cada vez mayor de muertes en la industria minera de Sudáfrica. Este último incidente debe constituir una clara advertencia a las compañías mineras para que revisen y renueven sus procedimientos de seguridad con el fin de evitar posibles desastres en el futuro”.