FANCAP Uruguay reclama mejores condiciones de seguridad laboral

29.09.2017

La Federación de Trabajadores de ANCAP (FANCAP, afiliada a IndustriALL en Uruguay) rechazó la propuesta del directorio e inició una serie de acciones para defender la seguridad en el lugar de trabajo e impedir que incumplan los convenios colectivos

Tras una asamblea realizada el 28 de setiembre, los trabajadores de la empresa estatal de combustibles ANCAP decidieron rechazar la propuesta del directorio para establecer el mínimo de personas que tiene que haber en la planta de la refinería de La Teja. La federación argumenta que el número es muy bajo y eso podría en riesgo la seguridad de los empleados.

“Iniciamos el conflicto porque nos bajaron las guardias sin recurrir a la negociación colectiva. Además de violar el convenio colectivo, incurrirán en un problema grave de seguridad cuando la planta este 100% operativa”

dijo el dirigente sindical de Fancap, Salvador Sprovieri y agregó:

“La dotación mínima con la que contaríamos para la puesta en marcha es muy baja para poder atender alguna urgencia que se pueda presentar. Antes de tener que lamentar un accidente, estamos tratado de convencerlos de que cambien de opinión”

Desde el 15 de setiembre los trabajadores desarrollan asambleas y toman medidas para enlentecer la puesta en marcha de la refinería, a fin de respaldar sus reivindicaciones. Según el directorio de ANCAP, las medidas de lucha del sindicato aumentan los costos de forma innecesaria, amenazando la economía de la empresa.

Además de las medidas sindicales, el gremio sostuvo una serie de reuniones y talleres con autoridades del ministerio de industria y del Poder Ejecutivo para buscar soluciones. A pesar de que los trabajadores explicaron detalladamente los problemas de seguridad que podrían causar durante el ámbito de negociación tripartita, el directorio presentó una propuesta que no responde a los argumentos presentados. Por ese motivo decidieron rechazar la propuesta.

Los trabajadores se declararon en asamblea permanente desde el 28 de setiembre y anunciaron que denunciarán ante la Organización Internacional del Trabajo (OIT) el incumplimiento de los convenios de 2011 y 2016. A su vez, van a realizar una denuncia penal y exigirán que el directorio formalice una propuesta verbal sobre las guardias mínimas que transmitieron el 27 de setiembre durante la reunión con el ministerio de industria.

Por su parte, el director de IndustriALL, Fernando Lopes, se refirió a la lucha de los trabajadores de FANCAP y dijo: 

"Tener un lugar de trabajo seguro es fundamental para garantizar la vida y salud de los trabajadores. ANCAP se equivoca en bajar los parámetros de seguridad. ¡Todo apoyo a FANCAP!"