Jump to main content
IndustriALL logotype

Filipinas: Los sindicatos en Lafarge-Holcim consolidan fuerzas

12 February, 2015Anticipándose a la fusión de las dos gigantescas cementeras Holcim Ltd. y Lafarge S.A., los sindicatos que organizan a los empleados en ambas empresas en Filipinas aúnan fuerzas. Los sindicatos están expresando sus demandas sobre seguridad en el empleo y la protección de la libertad sindical y la negociación colectiva.

Agrupándose mediante una reunión nacional de interesados sobre sostenibilidad de la industria cementera en Filipinas, y en el contexto de la fusión Lafarge/Holcim, los sindicatos locales pertenecientes al afiliado a la IndustriALL el Consejo de Trabajadores del Cemento de Filipinas (PCWC), discutieron los posibles efectos de la fusión sobre las condiciones de trabajo.

La reunión de los interesados el 9 de febrero en Quezon City se celebró inmediatamente después del anuncio hecho por Holcim y Lafarge sobre el proyecto de vender activos a Cement Roadstone Holding (CRH), un grupo de materiales de construcción irlandés, en el marco de la fusión prevista, que incluye activos en Filipinas.

Según se informa, se han ofrecido acciones de Lafarge Republic, Inc. (LRI) a los compradores. Varios elementos patrimoniales concretos hasta ahora en poder del grupo Lafarge se van a vender a terceros posibles compradores.

El diálogo de las partes interesadas ofreció un panorama general de la situación global de la industria cementera y el estado de la situación en el proceso de fusión de las dos gigantescas multinacionales. Se destacó que los trabajadores tienen que intervenir en la discusión a diferentes niveles, especialmente para garantizar los derechos de los trabajadores de conformidad con la campaña mundial “Nada de fusión sin derechos de los trabajadores”, dirigida por la IndustriALL, la Federación Internacional de Trabajadores de la Construcción y de la Madera (FITCM) y la Federación Europea de Trabajadores de la Construcción y de la Madera (FETCM).

Tiene que haber un verdadero diálogo basado en una relación de respeto mutuo y buenas relaciones laborales,

declaró Kemal Özkan, secretario general adjunto de la IndustriALL Global Union, que asistió a la reunión de interesados en Filipinas.

El comprador de las plantas de cemento cedidas en Filipinas debe garantizar la existencia de una política social  mediante un proceso adecuado de información, consulta y negociación,

agregó Özkan.

El proceso de diálogo entre los sindicatos y Holcim sigue siendo sombrío. “No es nada habitual que Holcim guarde silencio, puesto que los sindicatos en las cuatro plantas de Holcim solicitaron el año pasado un diálogo con la dirección, pero en vano”, dijo Macario Noble, presidente del PCWC.

Un funcionario de Trabajo que asistió a la reunión declaró que la fusión no debe dar lugar al desplazamiento de trabajadores, y se comprometió a convocar un diálogo tripartito para discutir más a fondo la sostenibilidad de la industria en un enfoque equilibrado.

Para concluir la reunión, los sindicatos participantes coincidieron en que “no debe haber fusión sin tener en cuenta los derechos de los trabajadores”; si el proceso de fusión debe seguir adelante, entonces el impacto negativo ha de reducirse al mínimo, si no impedirse totalmente. “Instamos firmemente a nuestro Gobierno a que intervenga y tome las medidas adecuadas para tener la seguridad de que los trabajadores no se encontrarán entre los perdedores de este proyecto en que se tienen más en cuenta los intereses de los accionistas que los empleados en todo el mundo”, dijo Noble.