IndustriALL exige que el gobierno de Colombia respete a la población de Buenaventura

05.06.2017

IndustriALL Global Union pide al Gobierno de Colombia que respete el derecho de la población de Buenaventura a manifestarse en forma pacífica, y que desista en el uso de la violencia contra la población que participa del paro cívico

La población de la localidad portuaria en la costa del Pacífico, Buenaventura reclama agua potable, el restablecimiento del servicio integral del hospital, oportunidades laborales y trabajos dignos, educación decente y un medio ambiente limpio.

Hace 20 días que desarrollan un paro cívico y manifestaciones pacíficas para hacer escuchar sus reclamos. Sin embargo, las protestas se vieron teñidas de violencia luego de la intervención del Escuadrón Antidisturbios (Esmad) y la Policía Nacional, quienes utilizaron la fuerza contra los ciudadanos.

Los participantes del paro cívico denuncian que tras los abusos realizados por miembros del Esmad y de la policía hay nueve personas heridas por armas de fuego. Además aseguran que los integrantes del Escuadrón recurrieron a la utilización de gases lacrimógenos en el centro médico

Los habitantes del puerto de Colombia enfrentan las consecuencias del abandono por parte del Estado. Actualmente la pobreza alcanza al 80% de la población y el desempleo y el analfabetismo rondan el 60%.

Recientemente, el director de la ONG Human Rights Watch, José Miguel Vivanco publicó un comunicado de prensa en el que hizo un llamado al gobierno de Colombia a asegurar que las fuerzas de seguridad ejerzan la moderación y un uso proporcionado de la fuerza, de conformidad con el derecho internacional de los derechos humanos durante el Paro Cívico en el Distrito de Buenaventura.

Incluso, el director de la ONG le pidió al gobierno que considere el paro cívico como una oportunidad para finalmente tomar medidas eficaces y concretas para apalear el sufrimiento de quienes viven en Buenaventura.

Las importantes pérdidas económicas generadas por el paro y las manifestaciones cada vez más contundentes presionaron al Gobierno de Juan Manuel Santos a enviar al ministro del interior Guillermo Riversa como representante del Ejecutivo para que se reanudaran las conversaciones y finalmente lleguen a un acuerdo.

Durante los días 3 y 4 de junio las autoridades del gobierno se reunieron con el Comité del paro cívico y con representantes de las Naciones Unidas, de la Procuraduría y la Defensoría del Pueblo. El ministro Riversa aseguró que alcanzaron acuerdos parciales y que esperan continuar las negociaciones hasta levantar el paro.

IndustriALL Global Union insta al Gobierno de Colombia a que responda inmediatamente a los legítimos reclamos de la población en Buenaventura y que impida que persistan los actos de violencia.