La IndustriALL y la ISP alcanzan un acuerdo mundial con Enel

20.06.2013

El 14 de junio se firmó en Roma un nuevo Acuerdo Marco Mundial (AMM) entre el Grupo italiano Enel, empresa multinacional de energía y gas, y la IndustriALL Global Union, la Internacional de Servicios Públicos (ISP) y sindicatos italianos.

En el nuevo AMM se definen una serie de directrices para establecer un diálogo social a escala mundial, que se considera el método por excelencia para tratar las cuestiones que afectan a los intereses de la empresa y de los empleados.

Según el nuevo AMM, el Grupo asume la responsabilidad de respetar una serie de principios fundamentales contenidos en la Declaración Universal de Derechos Humanos de las NU, los principios rectores de las NU sobre Empresas y Derechos Humanos, los Convenios fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Declaración Tripartita de Principios sobre las Empresas Multinacionales y la Política Social y el Pacto Mundial de las UN, así como las Directrices de la OCDE para las Empresas Multinacionales.

Las partes convinieron en que los principios contenidos en todos los instrumentos enumerados se consideran parte de este acuerdo. Con el AMM, “Enel se mantendrá neutral (absteniéndose de intervenir en cualquier forma) y permitirá a los sindicatos acceder a los lugares de trabajo durante las campañas de organización a fin de comunicar con los empleados, de conformidad con la legislación y los sistemas de relaciones laborales en cada país”. Reconociendo la importancia del empleo permanente y seguro, Enel adopta y promueve la definición de la OIT de “Trabajo decente”.

Entre otros instrumentos, en el acuerdo se prevé la creación de un Comité de Empresa Mundial y tres Comités Multilaterales en materia de salud y seguridad, formación e igualdad de oportunidades, que contribuirán a un sistema adecuado de diálogo social, que represente a todos los países en los que opera el Grupo.

En el nuevo AMM se dice que “una política de relaciones laborales basada en el diálogo social ofrece una base sólida para la creación y aplicación de un sistema que incorpore los valores del Grupo y la cultura internacional que permite a todos los empleados sentirse ciudadanos de los países donde opera, aceptados e integrados en las comunidades locales, manteniendo el pleno respeto de las condiciones propias de cada país”.

Rosa Pavanelli, secretaria general de la ISP, apreció el valor del acuerdo y destacó la importancia de sus principios fundamentales y los objetivos del nuevo sistema de participación, y declaró que la aplicación coherente de esos principios será ahora el verdadero desafío.

Comentando el acuerdo, Jyrki Raina, secretario general de la IndustriALL Global Union, dijo: “La IndustriALL acoge con satisfacción el firme compromiso de Enel de desarrollar el diálogo a escala mundial con los trabajadores y sus sindicatos, con especial atención a los derechos de los trabajadores, la salud y la seguridad, la formación y la igualdad.”

El Grupo Enel tiene cerca de 74.000 empleados en todo el mundo, con una amplia gama de plantas de energía hidroeléctrica, termoeléctrica, nuclear, geotérmica, eólica, solar y otras fuentes de energía renovable, principalmente en Europa y en América Latina. El Grupo posee el 92 por ciento de las acciones de la compañía española Grupo Endesa, con la que la organización fundadora de la IndustriALL ICEM había firmado un acuerdo mundial.