Más de 100 marcas firman el Acuerdo de Transición 2018 para Bangladesh

14.02.2018

En estos momentos, el Acuerdo señalado, que tiene como fin mejorar las normas de seguridad en el sector de la confección, cubre ahora a más de 2 millones de trabajadores y trabajadoras.

Hasta la fecha, 101 marcas han firmado el Acuerdo de Transición 2018, que entrará en vigor cuando venza el Acuerdo de Bangladesh 2013 en mayo. El acuerdo de 2018 cubre actualmente más de 1,200 fábricas y por lo menos 2 millones de trabajadores/as. Esta cifra aumenta rápidamente, ya que todos los días hay nuevas marcas que suscriben al Acuerdo. Véase aquí, en línea, una lista actualizada de los signatarios.

El mes pasado, en virtud del Acuerdo de 2013, IndustriALL y UNI lograron establecer un pacto con un valor de US$ 2,3 millones con una marca multinacional de prendas de vestir, con el fin de remediar los peligros que amenazan la vida en los lugares de trabajo. Éste es el segundo pacto de este tipo, constituyendo uno de los mayores montos que, hasta ahora, han aportado las marcas para mejorar condiciones peligrosas en los lugares de trabajo en su cadena de suministro.

Valter Sanches, Secretario General de IndustriALL, señaló al respecto:

“Las marcas que han firmado el Acuerdo de Transición 2018 demuestran su compromiso con la transparencia y la seguridad de los trabajadores y trabajadoras de Bangladesh.

“El marco legalmente vinculante del Acuerdo es la única manera factible de procurar que se resuelvan de manera oportuna problemas de construcción y de sistemas contra incendios que ponen en peligro la vida en las fábricas textiles y de confección”.

Por su parte, Christy Hoffman, Secretaria General Adjunta de UNI Global Union, afirmó:

“Estábamos seguros de que la gran mayoría de los signatarios del Acuerdo de 2013 firmarían el Acuerdo de Transición 2018. Ahora que hemos sobrepasado los 100 signatarios, casi estamos llegando.

“Hemos introducido mejoras en este sector, así que no tiene sentido dar marcha atrás ahora. También es importante procurar que estos avances en cuanto a la seguridad de la fuerza de trabajo sean sostenibles a través de activos Comités de Salud y Seguridad. El Acuerdo de Transición dará prioridad a esta labor”.

El Acuerdo de Bangladesh, que cubre a dos millones y medio de trabajadores y trabajadoras en la industria de la confección de Bangladesh, fue establecido por IndustriALL y UNI en 2013 tras la catástrofe de Rana Plaza que mató a más de 1.100 trabajadores/as de la confección y dejó lesionados a más de 2.000. Es el primer acuerdo legalmente vinculante que obliga que las marcas de moda exijan a sus contratistas eliminar problemas de seguridad eléctrica, estructurales y de instalaciones de sistemas contra incendios.

Hasta el momento, los inspectores del Acuerdo han revisado por lo menos 1,800 fábricas que proveen productos a más de 200 marcas, identificando un número superior a 118,500 peligros de incendio, eléctricos y estructurales.

Se ha corregido un 83% de los peligros en los lugares de trabajo que habían sido identificados en la primera ronda de inspecciones realizadas bajo el Acuerdo, y 699 fábricas cubiertas por el Acuerdo han completado más del 90% de los trabajos de remediación.

El Acuerdo de Transición 2018 se firmó en junio del año pasado. El documento legalmente vinculante comenzará a regir en cuanto venza el Acuerdo original en mayo; extiende la protección que ofrece el Acuerdo hasta el 31 de mayo de 2021, a menos que, antes de esa fecha, un comité conjunto de seguimiento acuerde unánimemente que se han cumplido una serie de rigurosas condiciones para el traspaso a un organismo regulador nacional. Dicho comité de seguimiento estará compuesto de marcas signatarias del Acuerdo, sindicatos que firmaron el Acuerdo, la Asociación de fabricantes y exportadores de prendas de vestir de Bangladesh (BGMEA), la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y el Gobierno de Bangladesh.