• Este artículo existe en:
  • en
  • es

Rio Tinto envenena la sostenibilidad de la industria siderúrgica

17.06.2012

En la más reciente reunión del Comité de Acero de la ODEC, los trabajadores expresaron su preocupación sobre la sostenibilidad de la industria cuando los proveedores más importantes como Río Tinto, siguen cometiendo abusos contra los derechos de los trabajadores e ignoran las advertencias públicas.

FRANCIA: Delegados gubernamentales e industriales de economías de la ODEC y de otras economías asistieron a la 72 sesión del Comité de Acero de la ODEC, del 31 de mayo al 1 de junio. El Comité cuenta con 33 miembros así como con un número de observadores que representa el 76% de las exportaciones de acero. El Comité actúa como plataforma única donde los problemas multilaterales de la acerería se discuten y se encuentran soluciones a los problemas. 

Uno de los problemas que enfrenta la industria es el acceso a las materias primas, en su última intervención del Presidente del Comité del Acero de la ODEC se refirió a la importancia de este tema. Al destacar la cuestión de las materias primas en la fabricación del acero el Comité hizo que los gobiernos y la industria le prestaran una mayor atención. La Federación Internacional de la Metalúrgica (FIM) compartió sus preocupaciones y en su más reciente comunicación cuestionó la sostenibilidad del sector cuando los proveedores más importantes, como Río Tinto siguen siendo pobres ciudadanos corporativos.

Alrededor del 70% del comercio de mineral de hierro en el mundo lo hacen tres empresas: BHP Billiton, Vale y Rio Tinto. El mineral de hierro es una materia prima del acero y una parte integral de su cadena de suministro. La industria del acero no puede considerarse sostenible o socialmente responsable, a menos que también acepte su responsabilidad en la cadena de suministro. La trayectoria de estos grandes proveedores no es buena: Vale recibió el Premio Ojo Público de 2012 como la peor empresa del mundo.

Rio Tinto tiene también una mala reputación de ciudadano corporativo y lleva a cabo un bloqueo ilegal de trabajadores en Alma, Quebec. La reputación de Rio Tinto es tan mala que los grupos comunitarios locales y los sindicatos trabajan juntos para evitar la inversión de 12 mil millones de dólares en la India y realizan la campaña Off The Podium, durante los Juegos Olímpicos de 2012. Rio Tinto ha sido objeto de denuncias e informes sobre abusos contra los derechos humanos y laborales, y por la devastación del medio ambiente en todo el mundo, incluyendo Papua Nueva Guinea, Indonesia, China y otros países.

Durante la reunión la FIM instó a los gobiernos y a los políticos a que deshagan los monopolios mineros o que adopten soluciones políticas para que empresas como Río Tinto, se conviertan en buenos ciudadanos corporativos. Los sindicatos argumentan que a menos que se tomen medidas, la industria del acero permanecerá empañada y será incapaz de tomar medidas contra pésimos proveedores debido a la falta de opciones.

Rob Johnston, Director Ejecutivo de la FIM, comentó: "La industria del acero debería poder decirle a empresas como Río Tinto, mejoren o váyansen, pero si la oferta es limitada no pueden hacer eso, la solución es que haya supervisión y regulación".