Jump to main content
IndustriALL logotype

Trabajadores precarios ocupan una fábrica de Honda en la India

Read this article in:

28 November, 2019Durante dos semanas de noviembre, mil trabajadores precarios de Honda Motorcycle & Scooter India (HMSI) ocuparon la fábrica en Manesar para exigir contratos de empleo regulares y la indemnización de los trabajadores despedidos.

HMSI es una de las mayores fabricantes de motocicletas en el mundo y emplea a alrededor de 4000 trabajadores en su planta de Manesar. Entre ellos, alrededor de 2500 son trabajadores subcontratados precarios, de los cuales la mayoría ha trabajado para la empresa durante más una década por medio de contratistas y de forma irregular. Este año, con el argumento de una disminución en las ventas, la empresa comenzó a realizar recortes de personal.

En agosto, se despidió a alrededor de 800 trabajadores subcontratados. El 4 de noviembre, otros 200 fueron obligados a tomar una licencia no paga bajo la promesa de que serían recontratados luego de tres meses. No obstante, debido al volumen de la reducción, los trabajadores temieron que nunca los volverían a llamar.

 

Al día siguiente, la dirección prohibió la entrada de 400 trabajadores subcontratados a la planta y los que se encontraban adentro comenzaron una “sentada”. Más tarde, los integrantes de otros turnos se sumaron a la manifestación, hasta que más de 1000 trabajadores precarios ocuparon la fábrica mientras una gran cantidad de trabajadores despedidos protestaban afuera. Luego de varios días, la empresa cesó totalmente la producción. Durante 14 días, hasta el 18 de noviembre, los trabajadores ocuparon la fábrica a pesar de numerosas dificultades.

Debido a que no se permitían alimentos en la fábrica, los trabajadores no comieron durante varios días. Muchos se enfermaron y fueron hospitalizados, ya que el acceso al agua potable y los baños era limitado. Bajo el pretexto de que sus problemas pronto se resolverían, se convenció a los desesperados trabajadores para que abandonaran la fábrica.

 

El sindicato de los empleados permanentes de HMSI ha estado trabajando de forma solidaria y representando a los trabajadores precarios en las negociaciones. Mientras tanto, la empresa suspendió a seis trabajadores, incluidos el presidente y el secretario general de este sindicato.

Valter Sanches, secretario general de IndustriALL Global Union, en una carta al presidente y director ejecutivo de HMSI, expresó:

 “Los sentada pacífica de catorce días realizada por los trabajadores ejemplifica las ansias que tienen de proteger su sustento para mantener a sus familias. La mayoría de estos jóvenes trabajadores ha pasado los mejores años de su juventud en beneficio de HMSI”.

“Exhortamos a HMSI, como un empleador de principios, a hacerse responsable de asegurar las condiciones de trabajo justas en la planta. Por lo tanto, instamos a HMSI a cumplir la ley al pie de la letra y regularizar a los empleados que han trabajado para la fábrica durante un largo período de tiempo, así como a pagar la indemnización correspondiente a los trabajadores recientemente despedidos”.

En la carta también se exhorta a la dirección de HMSI a revocar todas las suspensiones vengativas de los miembros del sindicato de la empresa, quienes respaldaron las exigencias justas de los trabajadores subcontratados, y a participar de un diálogo social genuino con el sindicato para resolver los asuntos pendientes.

El 25 de noviembre, la empresa retomó la producción y llamó a los empleados permanentes a regresar al trabajo luego de firmar un compromiso de buena conducta. Todos los trabajadores subcontratados se unieron a los despedidos y siguen protestando afuera de la fábrica.