Jump to main content
IndustriALL logotype

Acuerdo de Bangladesh debe continuar hasta que el gobierno pueda garantizar seguridad de los trabajadores/as

15 April, 2019La Corte Suprema de Bangladesh ha otorgado otra breve extensión del Acuerdo de Bangladesh, fijando para el 19 de mayo de 2019 la próxima audiencia para determinar el destino de dicho programa de seguridad. Dos sindicatos mundiales signatarios del Acuerdo, UNI Global Union e IndustriALL Global Union, han emitió una declaración solicitando una resolución que proteja a los trabajadores/as de la confección del país.

Por su parte, Jenny Holdcroft, Secretaria General Adjunta de IndustriALL, afirmó: “Es positivo que la Corte haya decidido otorgar más tiempo para las negociaciones entre el Acuerdo, la BGMEA y el Gobierno. El Acuerdo no puede suspender sus operaciones sin una resolución que proteja, ahora y en el futuro, a los trabajadores y trabajadoras de la confección en Bangladesh”.

Por su lado, Mathias Bolton, Director del sector de comercio de UNI, señaló: “El Acuerdo de Bangladesh ha salvado vidas, ayudando para que la industria de la confección del país sea más sostenible. Acogemos con agrado esta extensión de un mes, pero el hecho es que se debe permitir que el Acuerdo continúe sus operaciones en el país hasta que el gobierno esté en condiciones para asumir efectivamente las funciones de capacitación, inspección y remediación del Acuerdo. Actualmente, es evidente que el gobierno no tiene esa capacidad”.

Un estudio reciente que se basa en datos que proporcionara el gobierno mismo encontró que era “increíble la falta de preparación” de las autoridades de Bangladesh encargadas de supervisar la industria de la confección, el mayor sector económico del país. Esto es especialmente alarmante porque en 2018 hubo más reclamos que nunca sobre las fábricas de prendas de vestir de Bangladesh.

La audiencia del 15 de abril fue la cuarta de su tipo desde que el gobierno de Bangladesh emitió una orden de restricción del Acuerdo, que debía entrar en vigor el 30 de noviembre.   

ANTECEDENTES

El Acuerdo de Bangladesh se firmó en 2013 después del desastre de la fábrica de prendas de vestir Rana Plaza. Fue el primer acuerdo con un mandato legal que obliga a las marcas de moda a ayudar a sus contratistas a eliminar problemas de seguridad estructural y de incendios.

Un segundo acuerdo, el Acuerdo de Transición 2018, que entró en vigencia cuando el pacto original venció en mayo de 2018, extiende la protección del Acuerdo hasta 2021.

El Acuerdo ha supervisado la introducción de muchas mejoras, incluida la instalación de puertas contra incendios, sistemas de rociadores y la actualización del cableado eléctrico en casi 1.700 fábricas que producen prendas de vestir para algunas de las marcas más grandes del mundo.