Trabajadores en huelga en la mina Grasberg de Freeport y Rio Tinto

Indonesia: otros cuatro trabajadores muertos en la mina Grasberg de Freeport y Rio Tinto

02.10.2014

La IndustriALL Global Union condena a Freeport McMoRan and Rio Tinto por la pérdida de otras cuatro vidas inocentes más.

Como consecuencia de un accidente en la mina Grasberg de Freeport McMoRan y Rio Tinto el 27 de septiembre de 2014, cuatro mineros perdieron la vida. Otros cuatro resultaron heridos, uno de ellos gravemente.

El 1 de octubre, el afiliado a la IndustriALL Chemical, Energy and Mines Workers Union (CEMWU)  que representa a la mayoría de los trabajadores en la mina Grasberg se declararon en huelga y bloquearon la carretera que lleva a la mina, exigiendo que se sancionara al director de minería, garantías de que no habrá más accidentes mortales y que la empresa pague una indemnización a las familias de los fallecidos y los heridos. A raíz de la huelga, la dirección entabló negociaciones y aceptó las demandas de los trabajadores, y se puso fin a la huelga.

Tras el desastre de la mina Grasberg surgieron graves interrogantes acerca del compromiso de Freeport McMoRan y Rio Tinto sobre la seguridad en la mina. A primeros de septiembre murió otro trabajador en un desprendimiento de rocas en la mina Grasberg. Estas tragedias sucedieron dos años después de que 28 mineros murieran en la mina Grasberg en lo que se calificó del peor accidente minero en la historia de Indonesia. En otro accidente en la mina Grasberg murieron 11 mineros en 2003.

Como resultado del accidente en Grasberg el 14 de mayo de 2013, la IndustriALL Global Union organizó el envío de una delegación de alto nivel a Indonesia para protestar por la muerte de mineros en accidentes que, según se demostró, podían evitarse. Al final de la misión, la delegación llegó a la conclusión de que el accidente ilustraba claramente la urgente necesidad de la ratificación del Convenio núm.176 de la OIT en Indonesia.

Jyrki Raina, secretario general de la IndustriALL, dice:

Nuestras condolencias a las familias de los trabajadores fallecidos. Esto no debería haber ocurrido. ¿Cuántas vidas más deben perderse en Grasberg antes de que Freeport McMoRan y Rio Tinto se tomen en serio la salud y la seguridad de los mineros e inviertan en seguridad y salud? ¿Cuántos deben morir para que el Gobierno de Indonesia decida ratificar el Convenio núm. 176 de la OIT sobre seguridad en la minas? Insto al Gobierno de Indonesia a que asuma su plena responsabilidad y comience urgentemente a elaborar un programa de seguridad para impedir más muertes y lesiones de los trabajadores”.

El Ministerio de Minería y Recursos Minerales ha cerrado temporalmente la mina con el fin de investigar el accidente. Sin prejuzgar el resultado de la investigación del accidente, la IndustriALL Global Union se une al llamamiento  de la Confederación de SPSI, el Centro Nacional de CEMWU-SPSI y FSPMI-KSPI para exigir la ratificación del Convenio núm. 176 de la OIT. Además, la IndustriALL Global Union apoya las demandas de nuestros afiliados:

  1. Instar firmemente al comandante en jefe de la Policía y al ministro de Energía y Recursos Minerales a que investiguen a fondo el accidente y consideren seriamente la recomendación aprobada por la Comisión de Derechos Humanos sobre el accidente de 14 de mayo de 2013, en la que, entre otras cosas, se pide la aplicación  de la Ley No. 1/1970 sobre Seguridad y Salud.
  2. Pedir a los responsables que den cuenta del accidente y asuman la responsabilidad individual y colectiva.
  3. Exhortar firmemente a la dirección de Freeport y Rio Tinto a que se comprometan con la salud y la seguridad y ofrezcan garantían de que esos accidentes no volverán a suceder.