Loading...

Los sindicatos que representan a los trabajadores de Shell en 14 países se reunieron en Vlaardingen los días 25 y 26 de septiembre en la Red Sindical Mundial de Shell.

Los sindicatos intensifican la lucha mundial contra Shell

29.09.2017

La reunión de los afiliados a la Industrial Global Union en Países Bajos esta semana se comprometió a iniciar una campaña contra  la gigantesca empresa del petróleo y el gas Shell.

Los sindicatos que representan a los trabajadores de Shell en 14 países se reunieron en Vlaardingen los días 25 y 26 de septiembre en la Red Sindical Mundial de Shell. Los participantes desean que Shell:

  • Reconozca a la Red como interlocutora para un verdadero diálogo social a nivel mundial;
  • Limite el uso del trabajo precario en Shell y proteja los derechos de los trabajadores precarios;
  • Sea una empresa sostenible, de manera que respete sus compromisos con las normas internacionales del medio ambiente, las comunidades y los derechos humanos;
  • Aplique las mismas normas y procedimientos internacionales de salud y seguridad de alto nivel en las operaciones de Shell en todas partes, incluidos los proveedores.

La reunión que fue apoyada por la Fundación FES, se celebró frente a la enorme refinería de Shell en el país. Shell es la mayor empresa de Países Bajos y opera en 140 países. En su intervención el segundo día de la reunión, Tuur Elzinga, miembro del Comité Ejecutivo de la FNV, afiliada holandesa a la IndustriALL, dijo:

“El capital mundial está organizado mundialmente, y lo mismo debe hacer el movimiento sindical. Sí, estamos orgullos de Shell, pero a veces nos avergonzamos de las medidas adoptadas por la dirección de Shell.”

Shell se ha negado reiteradamente a entablar un diálogo con la Red, diciendo que sólo negocia con los sindicatos a nivel nacional. Los sindicatos quieren que esto cambie. Tuur Elzinga dijo que, si bien las condiciones de los trabajadores son buenas en algunos países, tiene que haber “unas normas mínimas en todos los países donde opera Shell; de otro modo, la carrera hacia normas inferiores no se detiene nunca. Debemos ayudar a los colegas en todas las partes del mundo. Tenemos que trabajar juntos.”

Los participantes de muchos países, como Nigeria, Argentina y Países Bajos destacaron que el trabajo precario es una importante y creciente preocupación.  Respecto a otras partes, los afiliados de Iraq informaron de cómo los trabajadores están sometidos a condiciones de trabajo extremas, con un calor de 50 grados que pone en peligro la vida. El sindicato de trabajadores agrícolas de Brasil, FERAESP, informó también de las dificultades para organizar a sus miembros que cosechan caña de azúcar para combustibles de etanol de Shell.

Además, la reunión abordó la sostenibilidad y la digitalización de la industria del petróleo y el gas. El sector de la energía es el que tiene la mayor capacidad para crear empleos verdes, dijo la directora de energía de la IndustriALL, Diana Junquera Curiel. “Queremos que Shell sea una empresa sostenible que pase a la producción de energía limpia, respetando al mismo tiempo los derechos de los trabajadores y asegurando una transición justa para los trabajadores y sus comunidades”, agregó.

Entidhar Kamil Al-Maatoq, de la Federación de Sindicatos del Petróleo de Iraq, llamó la atención sobre la discriminación contra las mujeres en la industria del petróleo y el gas en Iraq. Al-Maatoq, ingeniera en Shell, es la única mujer que trabaja con 100 hombres en Basora. Reveló que se le paga menos por realizar el mismo cometido que a sus homólogos masculinos en Shell. También dijo que a las mujeres se las relega con frecuencia en los empleos en la industria, aunque tengan las mismas o incluso mejores calificaciones y experiencia que los hombres.

Diana Junquera Curiel concluyó:

Shell nos ha ignorado durante demasiado tiempo. Negarse a entablar el diálogo con los sindicatos a nivel mundial es inaceptable cuando se está enfrentando a unos trabajadores contra otros en todo el mundo. Shell tiene que mantener sus compromisos con las mismas normas internacionales del trabajo y el medio ambiente, de alto nivel, en todos los países donde opera. Queremos atraer a más países y sindicatos a nuestra Red, para apoyar a los trabajadores en sus luchas.

Los afiliados dijeron que utilizarían el Día Mundial del Trabajo Decente, el 7 de octubre, para protestar contra el trabajo precario en Shell como primer paso de la campaña.