Loading...

Rana Plaza: Se exige a las marcas aportar mayor contribución para eliminar definitivamente el déficit del fondo de compensación para las víctimas

29.04.2015

El 24 de abril fue el segundo aniversario del trágico derrumbe de la fábrica Rana Plaza en Bangladesh. Después de una intensa campaña de los sindicatos mundiales y otras organizaciones solidarias, todavía faltan US$2,7 millones para que el fondo de compensación Rana Plaza logre alcanzar los US$ 30 millones que se necesitan para ayudar a las víctimas y sus familias, afectadas por esta desgracia.

El 24 de abril de 2013, más de 1.100 trabajadores y trabajadoras murieron y miles más resultaron heridos en un homicidio industrial que desveló al mundo las horribles condiciones de trabajo que hay en las fábricas de confección de vestuario.

Dos años después del mortal derrumbe del edificio de Rana Plaza, todavía faltan US$ 2,7 millones para completar el fondo de compensación de la tragedia con el fin de alcanzar su objetivo de US$ 30 millones.

Comentando sobre esta inaceptable situación, Jyrki Raina, Secretario General de IndustriALL Global Union, dijo lo siguiente:

“Ahora deberíamos poder cerrar uno de los capítulos más vergonzosos en la historia de la industria de la confección, pasando a una nueva etapa. Este sector empresarial, que está evaluado en muchos billones de dólares, cuenta con los recursos necesarios. Hacemos un llamado a todas las principales marcas para poner fin a la crisis de financiación que aquí se describe”.

En este aniversario, la población de todo el mundo manifestó que es imprescindible efectuar cambios en la industria de la confección.

En diferentes partes del mundo, los afiliados de IndustriALL organizaron manifestaciones de solidaridad; en las calles de Dacca, los niños que hace dos años atrás quedaron huérfanos realizaron una protesta sentados; el Consejo de IndustriALL en Bangladesh estableció una cadena humana, seguida de una manifestación.

Por su parte, los dirigentes del Consejo de IndustriALL en Bangladesh señalaron: “Instamos a los compradores y otras partes interesadas para que paguen la compensación restante, y exigimos lugares de trabajo seguros”.

En pos de un salario digno

Después del trágico derrumbe de Rana Plaza, se han logrado algunos avances, procurando, por vía del Acuerdo de Bangladesh, que es jurídicamente vinculante, mejorar la seguridad en las fábricas de confección de vestuario de ese país.

En vista del el atraso actual del proceso de remediación y las políticas cada vez más antisindicales que propician los propietarios de las fábricas y el gobierno, no ha terminado la lucha para los trabajadores de la confección en Bangladesh.

Jyrki Raina dice que las marcas y los dueños de las fábricas tienen que formar parte de la solución, en colaboración con IndustriALL.

“Se han logrado importantes avances. Ahora el sector de la confección necesita empleos sostenibles con salarios dignos, condiciones seguras de trabajo y jornadas de trabajo razonables. Para eso es necesario contar con estructuras de negociación. Por esta vía, se puede lograr que las marcas paguen un poco más para que los millones de trabajadores y trabajadoras en países como Bangladesh, Camboya y Myanmar reciban salarios dignos”.