El activista sindical despedido Mario Smith

Trabajadores de neumáticos de Liberia transmiten su apoyo

El sindicato Petrol-İş de Turquía transmite su apoyo

Kumho Tire despide al líder sindical en Estados Unidos

18.10.2017

El Steelworkers impugna los resultados en Macon, Georgia.

Los trabajadores de la planta de Macon, Georgia (Estados Unidos) votaron por poco margen contar la representación sindical, después de intimidaciones de la dirección. La empresa ha despedido a uno de los líderes sindicales y a ha amenazado a otros. El United Steelworkers (USW) ha presentado acusaciones de prácticas laborales desleales.

En las elecciones, el 12 y el 13 de octubre, el resultado fue de 136 votos a favor y 164 en contra de la representación sindical. La votación se celebró después de que más del 80 por ciento de los trabajadores firmaran tarjetas afirmando que deseaban un sindicato. Los principales problemas en el lugar de trabajo son la salud y la seguridad y una falta de transparencia sobre prestaciones, promociones y otros asuntos.

El día siguiente de la presentación de la petición de elecciones por el sindicato, la empresa contrató a una sociedad de antisindicalistas, y gastó centenares de miles de dólares para atacar la reputación del Steelworkers. Se contrató a siete antisindicalistas a tiempo completo.

Se obligó a los trabajadores de la planta de Macon a asistir diariamente a reuniones personales antisindicales que duraban varias horas, y los directores les decían que la fábrica, que acaba de abrirse, tendría que cerrar si votaban a favor del sindicato. La multinacional coreana está sometida actualmente al control de un comité de acreedores encabezados por el Banco de Desarrollo de Corea, y los directores de la planta  insistieron en que esto influía en los temores de los trabajadores.

También se obligó a los trabajadores a asistir a numerosas reuniones antisindicales personales. La empresa creó una  página web antisindical, con un mensaje del alcalde de Macon, instándoles a votar en contra del sindicato. Finalmente, tras esta presión psicológica, el sindicato perdió por un margen de 15 votos.

La intimidación en Kumho Tire continúa. El 17 de octubre, la empresa despidió a Mario Smith, uno de los dirigentes de la campaña de sindicación. Y otros trabajadores fueron amenazados de despido.

El Steelworkers ha presentado acusaciones de prácticas laborales desleales ante la National Labor Relations Board (Junta Nacional de Relaciones del Trabajo). Si tiene éxito, las elecciones podrían repetirse o se podría ordenar a la empresa que negocie con el sindicato.

Los trabajadores de neumáticos de todo el mundo han enviado mensajes de solidaridad a los trabajadores de Kumho, instándoles a unirse a la familia sindical para que puedan tener voz en el trabajo. Llegaron mensajes del país sede de Kumho, Corea, donde la empresa está totalmente sindicada. El presidente del sindicato local, Cho Sam-su, dijo:

“Los trabajadores de todo el mundo son uno; yo creo en este lema. Transmito mi solidaridad y apoyo a los trabajadores de la planta de Georgia de Kumho Tire, que están luchando por sindicar democráticamente su fábrica.

Los trabajadores necesitan un sindicato, dondequiera que trabajen.”

Se recibieron también mensajes de apoyo de Japón, Tailandia, India, Polonia, Hungría, Francia, Suiza, Liberia, Reino Unido, Turquía y México.

El Steelworkers representa a los trabajadores en otras empresas fabricantes de neumáticos, como Cooper, Goodyear, Yokohama, Michelin y Bridgestone/Firestone. El sindicato seguirá luchando por los trabajadores en Kumho Tire.

El secretario general adjunto de la IndustriALL Kemal Özkan dijo:

“En lugar de abordar los problemas en la planta, Kumho gasta centenares de miles de dólares en contratar a siete antisindicalistas a tiempo completo para librar una guerra psicológica e intimidar a los trabajadores.

Los antisindicalistas mintieron a los trabajadores, diciéndoles que perderían sus empleos si votaban a favor de un sindicato.

Ahora el despido de nuestro compañero Mario Smith es totalmente ilegal, inmoral e inaceptable.

Kumho Tire tiene que poner fin a su campaña de intimidación y negociar con el sindicato.”