Loading...

Sindicalistas de los sectores de construcción naval y desguace de buques reafirman solidaridad en Rotterdam

02.11.2017

El grupo de acción de IndustriALL para el sector de construcción naval y desguace de buques se reunió en Rotterdam (Países Bajos), del 31 de octubre al 1o de noviembre, con la participación de 57 delegados sindicales provenientes de 18 países.

La mencionada reunión, organizada por FNV Metaal, organización holandesa afiliada a IndustriALL Global Union, se celebró a bordo del SS Rotterdam, un transatlántico atracado en el puerto de Rotterdam. Este buque, que anteriormente fuera una nave insignia de la línea Holland America, se ha convertido en hotel y lugar de reunión.

En la reunión se unieron activistas de sindicatos de construcción naval y de desguace con el fin de desarrollar planes de solidaridad a lo largo de la vida útil de un barco. Los trabajadores/as de construcción naval provenían de Argentina, Australia, Brasil, Dinamarca, Finlandia, Francia, Alemania, Italia, Japón, Corea, Países Bajos, Noruega, Singapur, Reino Unido y EE.UU.

Los trabajadores/as de desguace fueron representados por la Federación de Trabajadores del Acero, Metalurgia e Ingeniería de la India y la Federación Sindical Nacional de Pakistán.

Al hacer uso de la palabra, Kan Matsuzaki, Director de ese sector para IndustriALL, presentó un resumen de la situación del sector a nivel mundial. En general, a partir de la crisis financiera de 2008, se ha registrado una baja en la construcción naval. La producción ha comenzado a recuperarse, pero se nota una tendencia de traslado de la producción de Europa a Asia.

Debido a la crisis del sector siderúrgico, también ha bajado el empleo en labores de desguace. Sin embargo, ahora hay una gran cantidad de barcos en el mar que deberán ser desmantelados en el futuro.

Muchos delegados de sindicatos de trabajadores/as de construcción naval se refirieron a los problemas que ha acarreado la respuesta de la industria ante la baja de producción, que ha incluido despidos y empleo temporal y precario. Tae Jung Kim del KMWU habló sobre lo difícil que es sindicalizar a los trabajadores/as ocasionales en Hyundai Heavy Industries, en tanto Marry van der Stel de FNV Metaal hizo hincapié en la explotación que sufren trabajadores/as migrantes de Europa Oriental en los Países Bajos.

Thomas Søby, de CO-industri en Dinamarca, explicó lo importante que son el readiestramiento y la reasignación de puestos de trabajo. Cuando se cerró el astillero Lindø, se perdieron con ello 3.000 puestos de trabajo. Sin embargo, muchos trabajadores y trabajadoras recibieron readiestramiento y fueron asignados a puestos nuevos, y ahora producen turbinas eólicas en una nueva zona industrial que se construyó en el mismo lugar.

Por su parte, Thorsten Ludwig explicó que en Alemania, IG Metall había realizado negociaciones logrando un aumento salarial del 6%, y, además, logró reducir la semana laboral. Por otro lado, Elspeth Hathaway de IndustriAll Europe se refirió a la importancia del adiestramiento para adquirir nuevas habilidades. Este concepto se vio reforzado por una visita a la planta de Royal IHC en Kinderdijk, donde esa compañía desarrolla productos individualizados de alta tecnología para seguir siendo competitiva.

Caspar Edmonds, de la OIT, señaló que las normas de salud y seguridad en este sector están anticuadas, y que en enero se va a reunir un comité de expertos en Ginebra para desarrollar un nuevo repertorio de recomendaciones prácticas.

El 1o de noviembre es el primer aniversario de la explosión que se produjo en el astillero de desguace Gadani en Pakistán, donde murieron 28 trabajadores, apenas dos días después de haberse realizado una protesta para exigir mejores medidas de seguridad.

Es necesario establecer normas internacionales para que el reciclaje de buques sea seguro y ambientalmente sostenible, y los sindicatos están haciendo campaña para la implementación del Convenio de Hong Kong, el Convenio internacional para el reciclaje seguro y ambientalmente racional de los buques, desarrollado por el organismo marítimo de la ONU, la Organización Marítima Internacional.

El Convenio de Hong Kong entrará en vigor cuando sea ratificado por 15 países, que representen un 40% por ciento del arqueo bruto y un 3% de las instalaciones de reciclaje. Actualmente ha sido ratificado sólo por 6 países, y se espera que Turquía ratifique pronto, que representa el 21% del tonelaje.

El gobierno japonés ha brindado apoyo para mejorar las condiciones en los astilleros, y la India en particular ha registrado importantes avances en este sentido, con 29 astilleros que cumplen con el Convenio, y 31 que están en el proceso de lograr cumplimiento.

Las delegaciones de India y Pakistán hablaron sobre los progresos realizados en la sindicalización de los astilleros, aunque Bangladesh sigue constituyendo un desafío significativo, porque no se permite la sindicalización a nivel sectorial o de zonas industriales, por lo tanto cada astillero debe organizarse en un sindicato aparte.

Por su parte, Kan Matsuzaki afirmó:

“Esta ha sido una época difícil para la construcción naval, pero es importante que el sector se mantenga fuerte y nosotros, los sindicatos, centraremos nuestra atención en lograr políticas sostenibles para proteger nuestros puestos de trabajo en el futuro.

“Necesitamos reforzar nuestra acción solidaria de sindicatos fuertes para promover la ratificación del Convenio de Hong Kong, con el fin de garantizar la seguridad y el empleo de los trabajadores y trabajadoras de desguace de buques”.